Cómplices (3.3)

Oviedo (1985-1986). Pablo Martínez Vaquero bajo y voz; Jorge "el Modín" Méndez guitarra; Pedro Carreño guitarra rítmica; Miguel Ángel "You" Cayarga batería.
CómplicesAunque no quede constancia discográfica de sus esfuerzos, excepto un puñado de maquetas, los Cómplices ovetenses fueron uno de los grupos mod pioneros del ámbito astur-leonés y abrieron brecha para una escena de la que, a la postre, surgiría la mayor banda modernista española, los FLECHAZOS.
Procedentes de varios grupos nuevaoleros de la zona (los siniestros Crónicas Húmedas, los poperos Remeros del Volga, los punkarras Crisis Diarreica) y conocidos previamente con el horrible nombre de Ritmods, sus principales influencias estaban en los JAM y, curiosamente, en la primera oleada de grupos modernistas estatales (BRIGHTON 64, SPRAYS, TELEGRAMA, ELEGANTES...), dando ejemplo de esa pulsión obsesivamente autorreferencial del Movimiento Mod.
Habituales del circuito local de música en directo, donde tocaban el usual repertorio de versiones y temas propios ("Todo Sale Mal", "Volverte A Ver", "La Noche Más Larga", "15 Miligramos De Placer", "Verde De Guerra (Pow! Oviedo)" y "Debe Ser Amor"), sus máximos logros consistieron en debutar tocando junto a los Ópera Prima de Álex FLECHAZOS, telonear a los Nikis -esos Ramones para fascistas- a mediados de 1986 y en ganar algún premio menor en los concursos institucionales de bandas tan típicos de la época.
La aparición de sus babosos homónimos después de la implosión de los Golpes Bajos, les llevó a la disolución y a la formación de dos nuevas bandas: los CAUTIVOS y los MURCIÉLAGOS.
Como curiosidad, indicar que Jorge Méndez acabó en la charanga-SKA Korroskada (¡los de "Yo Quiero Ser Torero"!).

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Y que aun quede alguien que diga lo de los "nikis fascistas"...que falta de información y ganas de simplificar más lamentable

Dr. Kylldare dijo...

Nos reafirmamos: lamentablemente somos así de desinformados y simplificadores.
Gracias por tu enriquecedor comentario.

el terrror dijo...

El Consejo de Redacción de el terrror, a la vista de la avalancha de "anónimos" que nos visitan, ha decidido asignar al comentador de esta entrada el nombre en clave de "Manolito". Publicado para que conste a fecha tantos de tantos, etc.

Martín dijo...

Jorge "El Modín", Pablo, Pedro, Miguel "You", las primeras parkas del Principado ¡Que gran banda de pop! Fueron los Chords asturianos y los pioneros de la escena del norte junto a los Scooters de San Sebastián. De ellos surgieron otras dos fenomenales bandas mods: Los Cautivos (de Pedro y You) y Los Murciélagos (de Pablo y Jorge).

Dr. Kylldare dijo...

Mola eso de "las primeras parkas del Principado".
Tanto los Cautivos como los Murciélagos tienen entrada propia, aunque seguramente en ésta no quede muy clara su relación. Intentaremos arreglarlo.
Gracias por comentar.

Anónimo dijo...

Estupedo tu blog y esta entrada de los Cómplices aunque yo buscaba otros vascos del mismo nombre. Creo que tienes un error porque el tema Pow Oviedo! es de Los Murciélagos. Yo tengo el disco y el de los Cautivos, que sonaban bastante mejor y mas blues.

Dr. Kylldare dijo...

Según nuestras fuentes, el tema lo grabaron originalmente los Cómplices para una maqueta y casi seguro que los Murciélagos lo "heredaron" de ellos.
De todas formas, muchísimas gracias por tu comentario (aunque la próxima vez déjanos un nombre que no sea "Anónimo")

Joseba dijo...

¿Hay manera de conseguir su maqueta? Me encantaría oírla.

Joseba

Dr. Kylldare dijo...

Ni idea. Quizá lo mejor sea repasar la serie "Modernos Pero Español" de Bon Vivant Rds.

Hans dijo...

Sin entrar en el tono agresivo del primer anónimo, que no me gusta nada, y admitiendo -me consta- lo mucho que gustaba en aquellos tiempos y en ciertos ámbitos lo de 'seremos de nuevo un imperiooooo', etc. (y que nadie es inocente de las consecuencias de sus actos, vaya por delante), yo creo que los Nikis no eran fascistas. Eran -insisto, creo yo, de una tarde/noche en un backstage con ellos- buena gente, majos tíos, bastante graciosos, que no creo que buscasen obtener ese efecto. Con rickenbackerfilia, ademas, que es una cosa que siempre me hace pensar bien de un músico (qué le vamos a hacer).
Supongo que hay un cierto determinismo social -hagámonos la primera paja mental del día- en lo que fueron los Nikis, pero me atrevería a decir que a ellos se la soplaba bastante y que les era bastante ajeno el manejo fachosillo de algunos de sus temas.
No debe olvidarse, además, que fueron uno de los primeros grupos capaces de hacer un uso demoledor del ripio más agreste, con dos cojones y sin vergüenza alguna.
A mí, además de caerme bien, me hacían bastante gracia algunos de sus temas.
Pero vamos, que el mundo es ancho y ajeno. Me gustaría, no obstante -y si no excede del ámbito natural de la E. C. del M.- saber qué es lo que a vuestros ojos les hace a ellos (no a sus seguidores coyunturales de loden, camisas de cuadritos y sebago's) acreedores de la etiqueta 'fascistas'.

Dr. Kylldare dijo...

Pensando en ello, los únicos motivos que podríamos aducir son nuestros prejuicios (hacia el grupo) y una incorregible soltura de tecla.

Vaya por delante que nunca nos gustaron los Nikis. Para empezar, nos parecían el prototipo de banda de-niños-bien-para-niños-bien, los más claros exponentes de esa dañina variedad, casi específicamente madrileña, de punks de clase alta. Y si en lo musical su matraca ramoniana nos dejaba más bien fríos, en sus letras no escuchábamos más que a una de tantas bandas graciosillas a la estela de Siniestro y Glutamato. Vamos: una especie de parientes ricos de los Pabellón Psiquiátrico (¿te acuerdas?) o quizá la versión “hard” de los Hombres G, lo que es mucho peor.

Años después, y tras un veloz repaso a sus discos, nuestra opinión no ha variado un ápice. Qué le vamos a hacer.

[Digresión.- También seguimos padeciendo de una grave intolerancia al ripio, y que éste sea agreste o testicular -porque la desvergüenza le es intrínseca- no cambia que se trate de esa cosa que practica destacadamente Joaquín Sabina, con lo que debería estar todo dicho. Y la rickenbakerfilia ya sabes que lo mismo vale para un roto que para un descosido, Hans.]

Volviendo a lo del “imperiooooo” y otros temas así, nunca hemos sido capaces de detectar en ellos el más mínimo rastro de ironía o sarcasmo, que son las únicas salsas que nos permiten digerir tamañas sandeces. Nada, que no hay manera. Aún hoy nos siguen pareciendo formas de tirar la piedra y esconder la mano; bromas “tongue-in-check” que los Nikis destinaban a reírle las gracias, precisamente, al sector más repugnante de su público. Sector del que, por cierto, jamás hicieron nada por marcar distancias. Pero es obvio que nadie es del todo responsable del público que le cae en suerte.

Para ser honestos, es injusto que apliquemos según qué adjetivos basándonos sólo en los prejuicios que te hemos detallado (o, visto de otro modo, en nuestros serios desajustes cognitivos). Por lo tanto, y debido a tu oportuna consulta, vamos a introducir en el artículo una mínima y necesaria corrección que creemos dejará zanjado el tema y hará justicia tanto a la banda como a nuestras opiniones.

Gracias por obligarnos a repensar lo escrito. Siempre es necesario.